La Alpujarra Almeriense, todo lo que tienes que saber

¿Conoces La Alpujarra Almeriense? Una comarca rodeada de montañas y de verdes valles y con más de 20 preciosos pueblos blancos de Almería.

Índice

Aunque La Alpujarra se suele asociar automáticamente a Granada, lo cierto es que Almería también forma parte de esta mítica región, la conocida como Alpujarra almeriense.

Situada en el extremo occidental de la provincia, asomada al fértil valle de Andarax que discurre entre la Sierra de Gádor y Sierra Nevada, la Alpujarra almeriense forma un conjunto homogéneo de 23 municipios íntimamente relacionados con la presencia histórica de comunidades musulmanas en la comarca.

El espectacular paisaje montañoso al sur de Sierra Nevada, en muchos casos a más de 2.000 metros sobre el nivel del mar, contrasta enormemente con la imagen asociada a Almería, interminables desiertos y vastos mares de plástico. No suena mal, ¿eh? Pues en directo es mejor.

Alpujarra de Almería, una singular arquitectura

Siguiendo el curso del río Andarax, la Alpujarra ha estado habitada desde el Neolítico, aunque es la presencia musulmana tras la reconquista de Granada por los Reyes Católicos la que más claramente ha marcado la composición de estas ciudades, ya que entendían el urbanismo como desarrollo orgánico.

Las casas de esta comarca, que no siempre fueron blancas, están construidas con materiales autóctonos para mimetizarse naturalmente con el entorno. Losas de pizarra, canto rodado, madera de castaño, chopo y nogal que hacen que se “camufle” con el entorno, y que acabó salpicando de blanquecinas huellas este paisaje montañoso cuando la cal invitaba a revestir las fachadas de las casas alpujarreñas.

Empinadas y serpenteantes callejuelas, sus construcciones típicas de montaña, pero con tejados planos, (conocidos como ‘terraos’) que suelen ser usados como secaderos o tendederos de ropa.

Otro de los  elementos arquitectónicos más característicos de la Alpujarra son los ‘tinaos’, unas cornisas que cubren parte de las calles y que sirven de protección cuando el mal tiempo se ensaña con la zona y arrecian las nevadas. Sin olvidar las humeantes chimeneas con forma cilíndrica y rematadas por un ‘sombrero’ hecho con una lasca de pizarra y una piedra ‘castigaera’ para que el viento no la arranque.

¿Qué ver en Alpujarra almeriense?

Entre Alhama de Almería, puerta de entrada a las Alpujarras almerienses, y Laujar de Andarax, su centro neurálgico, hay multitud de pueblos en lo alto de la montaña que el turista intrépido puede visitar por la carretera A-348.

La esencia del campo, la historia mezclada con las leyendas o la gastronomía de alta montaña son solo algunos de los ingredientes que hacen de este romántico lugar un destino privilegiado para el turismo de naturaleza y relax.

La mayoría de estos municipios tienen su origen en la época de la dominación musulmana, aunque también en algunos se han encontrado vestigios de la civilización romana, además de restos pertenecientes a la prehistoria.

Además de hacer una ruta de pueblos bonitos, en La Alpujarra almeriense también podrás hacer senderismo, montañismo, parapente, rutas en bicicleta o a caballo entre otras actividades.

¿Cuántos pueblos hay en la Alpujarra almeriense?

La Alpujarra almeriense la componen 23 municipios. El más poblado es Alhama de Almería, y el más extenso Laujar de Andarax; por el contrario, el municipio menos poblado es Beires, y el de menor superficie Alicún.

La comarca está conformada por los siguientes municipios:

  1. Alboloduy
  2. Alcolea
  3. Alhabia
  4. Alhama de Almería
  5. Alicún
  6. Almócita
  7. Alsodux
  8. Bayárcal
  9. Beires
  10. Bentarique
  11. Berja
  12. Canjáyar
  13. Fondón
  14. Huécija
  15. Íllar
  16. Instinción
  17. Laujar de Andarax
  18. Ohanes
  19. Padules
  20. Paterna del Río
  21. Rágol
  22. Santa Cruz de Marchena
  23. Terque

¿Cuál es el pueblo más bonito de la Alpujarra almeriense?

Uno de los pueblos más bonitos de la Alpujarra de Almería es Laujar de Andarax. Un espectacular pueblo blanco rodeado de montañas, a más de 900 metros de altitud. No pinta mal, ¿eh?

Su encanto se concentra en un agradable centro histórico con casas blancas y numerosos pilares o fuentes. Pero también en los espacios naturales entre las caprichosas cascadas del río Andarax. La calle Francisco Villaespesa (en honor al poeta de la naturaleza de Laujar) es el eje vertebrador del municipio.

Entre los monumentos más importantes que puedes ver se encuentran la Iglesia de la Encarnación (S. XVII), con el órgano desmantelado ya que se usó como munición durante la Guerra Civil; La Ermita Virgen de la Salud (S. XVIII); la Plaza Mayor donde se ubica el Ayuntamiento (S. XVIII) y el pilar de la Plaza (S. XVII); el mirador de La Vega; el Centro de Interpretación situado en la oficina de turismo; o el Centro Cultural Hispano Filipino.

💡 Como curiosidad, Boabdil, el último rey de Granada, vivió en Laujar de Andarax después de la expulsión cristiana en 1492 y aquí fue donde Morayma, su mujer, pasó sus últimos días. Todavía hoy se conservan los restos de la Alcazaba donde vivieron.

¿Cuál es la capital de la Alpujarra almeriense?

Su capital tradicional e histórica es la villa de Laujar de Andarax que coincide con el municipio más extenso de la La Alpujarra almeriense, considerado el más bonito.

¿Qué es típico de la Alpujarra almeriense?

A pesar de que al hablar de Almería, viene a la cabeza paisajes desérticos, la Alpujarra almeriense destaca por sus fuentes de agua. De hecho, su sonido corre durante el deshielo por las acequias y riega los campos de labranza y está presente a través de las múltiples fuentes y lavaderos, vigentes desde época árabe.

Un ejemplo de ello es la Ruta de las Fuentes de la Alpujarra; Berja, que cuenta con treinta fuentes; o Alhama de Almería, donde sus aguas termales permanecen a una temperatura constante de 47º.

💡 Quizá te interese descubrir las Acequias: el poder del agua en La Alpujarra.

La tradición artesana de la Alpujarra Almeriense es una de las principales características de la comarca. Durante muchos años, propietarios de talleres, telares, alfareros, esparto y talabarteros, miel y mermelada, han desarrollado técnicas especiales para crear sus productos con el fin de hacerlos lo más ecológicos y naturales posible.

¿Conoces La Alpujarra Sostenible? Una iniciativa desarrollada por Alpujarra Experience para poner en valor los esfuerzos y compromisos desarrollados por las empresas alpujarreñas con el objetivo de construir una región más sostenible, más resiliente y más competitiva.

Gastronomía de la Alpujarra Almeriense

Conocida como la tierra de los tres líquidos, agua, vino y aceite, la gastronomía de la Alpujarra almeriense ha conservado los elementos tradicionales arábigo-andaluces.

Así, la historia de esta zona podría contarse a través de la vida culinaria de las culturas que la habitaron.

Las sopas de ‘ajo tostao’, el puchero de hinojos, las migas de harina, la olla de berza o el ‘guisao de correas’ son algunos de los platos típicos de la comarca. Aunque si hay un plato representativo del lugar, ese es el ‘plato alpujarreño’, elaborado con los productos más autóctonos de la zona: morcilla, longaniza, lomo en orza, ‘papas a lo pobre’ con huevo frito y jamón serrano.

El vino y los quesos de la Alpujarra Almeriense merecen una mención especial. Y es que aquí, se elaboran de la manera más tradicional y ecológica posible, dando sus productos un sabor exquisito.

En cuanto a los dulces y postres también encontramos gran variedad de manjares, muchos de ellos aún conservan la esencia musulmana y tienen como principales ingredientes la almendra y la miel. Los soplillos, el pan de higo, los mantecados de Fondón, los roscos de vino, las rosquillas de Alhama o los borrachillos son solo unos pocos de los muchos dulces típicos de La Alpujarra almeriense.

Mapa Alpujarra Almeriense

La Alpujarra Almeriense es una comarca situada en la parte occidental de la provincia de Almería. Limita con las comarcas almerienses de Los Filabres-Tabernas al norte, la Metropolitana de Almería al este, y el Poniente Almeriense al sur, así como con las comarcas granadinas de la Alpujarra Granadina al oeste y Guadix al noroeste.

mapa Alpujarra Almeriense

¿Cómo llegar?

Para llegar a la Alpujarra Almeriense, lo ideal es volar a los aeropuertos de Granada o Almería y viajar en coche desde allí.

Si vienes en coche desde Almería, tan solo tienes que seguir la carretera nacional N-340a hasta Benahadux. Una vez allí, tomar la carretera A-348, que atraviesa de este a oeste toda la comarca de la Alpujarra almeriense.

La Alpujarra almeriense se revela como un lugar donde la vida transcurre entre el silencio y la armonía de la naturaleza. Un paisaje para perderse unos días o quedarse para siempre, pues como dice el célebre poeta  Francisco Villaespesa:

“¡La Alpujarra es el balcón en donde se asoma España para ver, como en un sueño, las bellas costas de África, que a través del mar le envían sonrisas de enamorada!”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Alert: La selección está deshabilitada